Verano del 68

A partir del día de mañana, miércoles 1º de agosto, se podrá disfrutar del estreno de la serie Verano del 68, a través de las pantallas de TV UNAM, que la transmitirán cada miércoles y viernes de agosto en punto de las 21:00 horas.

Una serie dirigida por el cineasta nominado al Oscar, Carlos Bolado (https://bit.ly/2M3tcD1). Y de acuerdo con UNAM Global, “de esta serie se derivó la película Tlatelolco: Verano del 68″ (https://bit.ly/2vvHsh5).

La transmisión de esta serie forma parte del programa M68 de la UNAM (https://bit.ly/2LPezq3), que conmemora los 50 años del Movimiento Estudiantil de 1968, un despertar de estudiantes de la UNAM y del IPN, que trágicamente fue reprimido por un gobierno autoritario e intolerante, encabezado por un emblema del PRI, Gustavo Díaz Ordaz.

¿Y por qué ocurrió esto?

Tal como se muestra en el tweet al principio de este artículo, el personaje de Díaz Ordaz exclama “¡el comunismo es un peligro real!”, para referirse al movimiento estudiantil.

Recordemos que Díaz Ordaz trabajó para la CIA (https://bit.ly/2z42QLK). Además, un artículo de Jefferson Morley, publicado por la Universidad George Washington en 2006, asegura que “LITEMPO-2” era el nombre codificado con el que la CIA identificaba al exmandatario (https://bit.ly/2J5UACp).

También existe un vídeo de Clío que resume su vida, describiéndolo de la siguiente manera:

“Declarado anticomunista, veía infiltraciones de la KGB en cualquier movimiento contra su gobierno. Con la prensa, mayormente subordinada, Díaz Ordaz no tuvo compasión.” (https://bit.ly/1TjAlec).

Un presidente impuesto por la CIA acusaba a la KGB de injerencia a través del sector estudiantil. Esto sólo pasa en México…

Si bien hubo eventos como el “Mayo francés”, o personajes como Ernesto “el Che” Guevara, que influyeron en el surgimiento del movimiento estudiantil en México, nada justificará jamás el actuar de ese gobernante apátrida que hoy es recordado como lo que siempre fue: un traidor y un asesino.

En la UNAM, y en todo México, vamos a conmemorar que hace 50 años los jóvenes se opusieron al régimen, defendieron en todo momento las causas que creían correctas y fueron capaces de dar su vida por sus ideales. Al día de hoy, son un ejemplo a seguir para las próximas generaciones, pues de ellos hay que aprender a no quedarse callados y aprender a exigirle a los que deben representarnos y trabajar por el bien común.

Ante la inconformidad ellos hicieron algo al respecto, ¿y tú?

Autor: Alfredo Ruiz

Estudiante de la Universidad Nacional Autónoma de México. Director de Difusión Cultural del Club de Oratoria y Debate de la Facultad de Derecho. Sígueme en Twitter e Instagram: @alfredorzmz

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s